Desde muy pequeña Francesca Perry estuvo ligada al mundo del diseño y las artes. De ascendencia inglesa y danesa esta arquitecta viñamarina creció en un ambiente donde las formas y las escenografías eran parte fundamental de cada reunión familiar y su amor por el diseño fue creciendo con los años. «Nunca me senté en mi casa o en la casa de mis abuelos, sin que la mesa estuviera impecable, si había que tomar té era una mesa así preciosa llena de cositas de distintos colores, de distintas alturas había un elemento para cada cosa y todo funcionaba, cualquier evento que se hiciera era así, con todo, perfecto y siempre estuve como rodeada de eso, de ambientes familiares, de decoración del diseño del arte, recuerda con cariño Francesca.

Al momento de enfrentar la decisión de qué carrera seguir tenía muchas dudas, pero finalmente fue la arquitectura la que logró capturar su talento.

«De chiquitita siempre quise ser diseñadora, diseñar cosas, pero mis papás muy conservadores, me insistían en que estudiara arquitectura porque siendo arquitecto podía ser diseñadora y al revés no, y fueron súper visionarios porque me enamoré de la carrera, me encantó. Finalmente les hice caso y fue una sorpresa, porque me fascinó, me fue súper bien, me enamoré de algo que no conocía y tuve la suerte que en la universidad me enviaron a recorrer París, Barcelona y otras ciudades de Francia y España donde hay mucha historia arquitectónica y eso te va nutriendo, ampliando los horizontes», comenta la ahora interiorista.

Y aunque guarda muy buenos recuerdos de sus primeras experiencias laborales donde también aprendió mucho y pudo conocer otros lugares del mundo Francesca rápidamente decidió independizarse y crear su estudio de diseño, uno que hoy por hoy se destaca por sus impactantes propuestas. «Al día de hoy tenemos un estudio en el que nos enfocamos en hacer proyectos en base a emociones. De toda esta historia de vida hay cosas que me quedaron grabadas a fuego y trato siempre de insertarlos en los proyectos. Todo ese recorrido para atrás me enseñó a cómo trabajar, cómo proponer, cómo buscar ideas y dónde encontrarlas y al final tienes en el mundo entero un montón de referentes, el lugar donde existen, en las películas, en el mismo arte, que encuentras cosas que en verdad te sirven y hacen que tu proyecto sea distinto y que calce con lo que busca tu cliente», explica Francesca

Los proyectos de Francesca Perry Studio son de alto impacto, con diseños que no pasan desapercibidos y clientes que son claramente atrevidos y que buscan cambios radicales. «Podemos hacer algo sobrio, si es lo que busca el cliente, pero dentro de esa sobriedad va a existir una calidad en el espacio que lo hace sobrio, pero de una manera que impacta. Nos gusta que los espacios vibren, se llenen de vida, que la gente cuando entre sienta cosas, que se emocione, que les corra la sangre por las venas, no queremos pasar piola», revela la diseñadora.

La iluminación, las texturas y los tamaños de las cosas también tienen una importancia fundamental en cada uno de los diseños que destacan por sus atrevidas combinaciones y esa sensación de viajar a una época, a una emoción, a una película, a un lugar del mundo.

«Soy bien curiosa, mirona y muy fijona, puedo ver una película y poner cero atención en la trama sino que más bien estoy viendo cómo es la ambientación, como es la cafetería de atrás, cómo están dispuesto los elementos, qué plantas hay en el lobby o qué se yo. Ir al teatro igual es importante para mí porque se trabaja mucho con la escenografía, con la luces, con las texturas, en un espacio súper reducido y oscuro hacen maravillas y por eso también lo miro mucho».

Aunque sus principales son tiendas y locales comerciales que se juegan por este tipo de diseños también han realizado una serie de proyectos residenciales donde el sello es el mismo: Alto impacto.

«Los clientes residenciales no se atreven a hacer mucho pero las pocas casas que hemos hecho de verdad son de alto impacto, eso es lo que nos apasiona. nos gusta y es lo que buscamos como oficina. Somos súper abiertos a las propuestas del cliente, pero hacemos proyectos que en verdad sacuden un poco los espacios», asegura Francesca que nos muestra cuatro de sus proyectos favoritos.

TIENDA JAVIERA POCH CONCEPCIÓN

INSPIRACIÓN : “ Queremos que nuestras clientas sientan que se van de fiesta”

Para Francesca fue un gran privilegio diseñar para una marca tan reconocida como lo es JAVIERA POCH, una marca de zapatos exclusiva, con altos estándares de calidad, donde la preocupación por la experiencia que vive el cliente es primordial y eso se nota en cada uno de sus detalles.

“Es gratificante diseñar de la mano y codo a codo, cuando el cliente habla tu mismo lenguaje, entiende de sensaciones, vivencias y experiencias, y las quiere proyectar en un espacio interior”, cuenta la arquitecta.

Así fue el caso de esta tienda, un gran desafío que en conjunto con esta marca lograron algo realmente fuera de lo común.

“Esto fue en el año 2019. Se trató de una puesta en escena súper jugada y atrevida, utilizamos materiales que en esa época eran muy poco comunes y jamás habíamos experimentado. Pero nada era imposible para este team superpoderoso. Lo digo así porque así lo siento, con la Javi tenemos una conexión increíble, somos tremendamente soñadoras y lo damos todo para llevar esos sueños a la realidad”, comenta.

De esta forma lograron crear un espacio como si fuera para sus amigas, donde no solo puedes ir y probarte un zapato, sino que mucho más, un lugar de escape, donde puedes instalarte horas tomándote un rico café o un buen espumante italiano, comprar un regalo, o simplemente estar.

“En esta tienda pensamos en absolutamente todo, ningún detalle quedó atrás y fueron todos protagonistas, no sólo para mujeres y para las amigas, sino también creamos espacios para la familia o quien quisiera acompañar. Pensamos en un espacio flexible, ondero, femenino, elegante, que nos hiciera sentir agasajadas en un rico ambiente de glamour. En definitiva era lograr que cada clienta se sintiera especial, y que viviera la experiencia como si estuviera en una fiesta en complicidad con sus amigas.

Porque hay que decirlo, muchas mujeres, y me incluyo, vamos escondidas a buscar ese zapatito que tanto esperamos y no le contamos a nadie, sólo a nuestras amigas, hermanas, hijas”, dice entre risas y agrega “es algo tan de nuestro género y este espacio lo pensamos así”
El espacio está proyectado en una L, dándole protagonismo a la sala de ventas de zapatos como eje central, donde se proyectaron Pouff XL, para lograr que todo el espacio se convirtiera en un lugar de interacción, entre clientas, amigas y el staff.

Para exhibir los zapatos crearon un muro imponente con una textura que imita el hormigón a la vista, con la intención de neutralizar el fondo, que se viera elegante y sutil, entregando el protagonismo a los zapatos, que destacan sobre bandejas doradas que dan el toque perfecto para hacerlos brillar.

“La caja la ubicamos creando una esquina muy particular, que une la muestra de zapatos con un sector de ”Home” donde se exhiben artículos de decoración para la casa, lo que funcionó perfecto, ya que cuando tú vas a pagar, te encuentras con toda una nueva puesta en escena, este papel mural lleno de vida y color, que se puede contemplar, da una calidez y vibración increíble, y ves otros tipos de productos, sigues vitrineando y te da para un buen rato”, explica la diseñadora.

“Lo que se produce ahí es fascinante, la caja la proyectamos como si fuera una barra de café o espumantes, donde puedes leer revistas de decoración, conversar e incluso trabajar, es como el lugar de relajo y te quedas ahí y no te quieres ir”, suma.

El baño se caracteriza por una vibra muy especial, con mucha onda y mucho espacio para mirarse frente a un espejo realmente imponente

“Es simplemente un lugar de copuchenteo entre mujeres, súper ondero, con dos sillas amarillas maravillosas que son una herencia familiar de la Javi y que ahora son testigo de las historias y anécdotas de cada grupo de amigas que llega al lugar”, relata Francesca.

“Creemos que quien visita Concepción no puede perderse la visita de este Spot, independientemente de que el diseño es algo fascinante, la puesta en escena, la atención y la experiencia que vives en ese lugar es alucinante y sus productos, realmente atómicos”, cierra la interiorista.

TIENDA BRAVA ESTAMPA, VITACURA

INSPIRACIÓN : “ Ocean Drive, Collins Avenue, Miami FL”

“Para este proyecto el encargo fue un desafío súper entretenido. Nuestra clienta topísima, dueña y creadora de la marca Brava Estampa, nos pide remodelar su tienda de 24 m2 y darle un nuevo aire, para poder volver a atender a sus clientas en plena pandemia. Ella buscaba de cierta forma regalonear a sus clientas, recibiéndolas nuevamente en un espacio fresco, femenino y lleno de vida. Lo primero que nos dijo fue: – Quiero que sea como estar en Miami en los años 40! Y así fue, nos sumergimos en lo que significó el movimiento Art Decó como consecuencia de la post guerra, con estos edificios coloridos, alegres, llenos de luces y detalles lo que nos hizo mucho sentido”, nos parte contando Francesca sobre esta divertida propuesta en la capital.

Utilizando este concepto crearon un espacio de mucha simetría, elegante, con líneas curvas, acentos con luces de neón, brillos y una paleta de colores pasteles muy concreta.

“Fue muy divertido, ya que cada elemento que necesitábamos para el buen funcionamiento de la tienda, como espejos, exhibidores, probadores, muebles, luminarias, etc. lo pensamos con esta idea, y cuando dábamos con algo, nos emocionábamos, era fascinante”, dice llena de sonrisa.

La investigación para el proyecto significó al mismo tiempo el diseño y fabricación de productos y elementos exclusivos para alcanzar el resultado esperado.

“Recuerdo que nos costó mucho encontrar una tela para las cortinas, nada nos motivaba mucho, y no queríamos poner algo por poner, hasta que un día, llevando a los niños al colegio, agarro una mochila de mi hija que tenía un bolsillo con una tela de pvc maravillosa, era tornasol y era ¡perfecta! Así que rápidamente llamé a la diseñadora de mochilas, que por suerte nuestra es una gran amiga mía, me dio el contacto en China y ¡la importamos! Así de loco, así de intenso, pero por lejos lo disfrutamos”, concluye la interiorista.

QUINCHO F’S, EL VENADO SAN PEDRO DE LA PAZ

INSPIRACIÓN : “Compartir en un espacio estiloso, distinguido y gentil”

Cuando pensamos en un quincho, hablamos de uno de los espacios más importantes que existe en una casa, es el lugar de reunión familiar, del carrete con los amigos, de la vida de fin de semana, en fin, es el lugar protagonista cuando pensamos en compartir, es el lugar que refleja nuestra personalidad, y la emoción que buscamos proyectar en las personas que queremos. Fue tal cual lo pensó Francesca al recibir este encargo, de una familia estilosa, muy distinguida y de lo más gentil.

“Rescatamos estos mismos conceptos y los plasmamos en este espacio jugando con distintas materialidades, luces, colores y texturas”

Como requerimiento inicial, era necesario cerrar la terraza existente y darle un nuevo look al espacio general. Para lograr ese objetivo trabajaron con la luz natural, integrándola través de lucarnas, pérgolas y ventanas plegables, con el fin de no perder la condición lumínica del interior de la casa y darle a este nuevo lugar un aire más conectado con el jardín, la piscina, etc.

“Creamos espacios multifuncionales, trabajando con dos barras, de distintas alturas y tamaños, una pequeña, pensando en compartir en pareja, para acompañar al parrillero o simplemente para crear un espacio más íntimo, con una luz más baja y focalizada, ubicándola en un sector más cercano a los puntos de calor y más pequeño. Mientras la otra, de mayor tamaño, la ubicamos en un espacio más abierto, que conecta con el patio y estar de terraza, donde la interacción se propone más libre y espontánea, puedes estar ahí sentado, parado o de pasada simplemente para dejar tu vaso”, comenta la diseñadora.

En cuanto a la materialidad, trabajaron con porcelanatos de gran formato en tonos mates oscuros en cubiertas, con el fin de lograr un look súper contemporáneo y vanguardista, al igual que el porcelanato tipo hormigón utilizado en salpicadero.

“Para lograr un equilibrio, y lograr un espacio que también fuera cálido, elegante y muy distinguido, complementamos con materiales nobles, madera y piedra, que siempre están presentes cuando quieres trabajar con estos conceptos. En general, cuando usas materiales nobles, te vas a la segura de que tu espacio se vea absolutamente sensual”, asegura Francesca.

“Lo que más nos enamoró de la elección de materiales, fue el color que logramos en la pintura para los frentes de muebles, un tono ocre que encendió el espacio en su totalidad, amarró perfectamente la madera, la tonalización de la piedra y el resto de los materiales. Y como siempre, nuestro sello que nunca falla, el dorado, en pequeños acentos que hace a este espacio brillar”, finaliza.

DEPARTAMENTO C Y D, LONCO PARQUE, CHIGUAYANTE

 INSPIRACIÓN : “Un espacio integrado que inspire el descanso”

Para este departamento, el encargo fue equipar living, comedor y terraza. La idea era lograr un espacio integral para estos tres recintos, que invitara a la informalidad, la calidez y el descanso, para estar en familia, leer, jugar y compartir en general.

La primera jugada fue la distribución de los espacios, de lograr vivir un rincón desde el otro, desde más atrás, desde el lado, etc, la idea fue utilizar elementos que conectaran los espacios entre sí y no los separaran, es por esto utilizaron artículos decorativos en gran formato, que fueran parte y visibles desde cualquier punto, ubicaron una TV en medio del living, a una cierta altura y distancia, logrando captar las miradas de todos los rincones.

“Para potenciar este encuentro de cada rincón, trabajamos con una misma paleta de color en todo el conjunto, cosa que se viera como un gran espacio común. Maderas, distintas texturas en tonos crudos, terracotas desgastados, dorados y grises fueron la clave para lograr una armonía, un espacio amplio, luminoso, fresco y pasivo”, explica la interiorista.

“Para complementar esta condición de calma, pensamos en tonos tierra, naturales y deslavados, motivo por el cual decidimos trabajar con olivos, que tienen esta tonalidad gris, como un verde deslavado que conversó muy bien con el resto de la paleta de color”, agrega.

Otro gran complemento fue el set de espejos en distintas tonalidades metalizadas, con texturas espumosas, que nos traen el mar a la memoria, con el fin, de plasmar la calma y envolver con ella todo este tranquilo lugar.

Lee también

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *