La diseñadora de Interiores Renata Cordovez Zarges se ha abierto paso aceleradamente en la movida escena del diseño de Viña del Mar gracias a su cercanía y sus diseños capaces de reflejar el carácter de sus clientes.

Esta joven profesional comenzó su camino en el interiorismo durante la pandemia y tras tener a su primera hija, Jacinta.

“Cuando cursaba tercer año de arquitectura quedé embarazada de Jacinta y me dediqué 100 por ciento a ella durante sus primeros doce meses. Cuando quise retomar la universidad llegó la pandemia, así que fue bien difícil, pero justo en ese momento Diego, mi marido, que también es arquitecto, estaba con un proyecto y me contactó con los propietarios que querían redecorar y reorganizar la pieza de su hija de un año y así empezó este camino. Me arriesgué, lo hice y ese fue el puntapié inicial”, recuerda con cariño Renata.

Pero su historia y conexión con el área viene de mucho antes.

“Mi papá siempre fue muy bueno con las manualidades, le encantaba el arte, su plan siempre fue ser arquitecto, pero por cosas de la vida no pudo, pero siempre estuve interiorizada en ese mundo. Íbamos a Santiago a ver edificios, sólo a ver edificios, era como el paseo del fin de semana, entonces siempre estuve como interesada en todo lo que era el arte. Siempre fue muy natural para mí estar metida en ese mundo, por eso siempre elegí arquitectura, jamás en la vida tuve otra carrera en mente y siempre pensé en hacer casas, pero realmente nunca pensé en dedicarme a esto de la decoración, pero así son las vueltas de la vida”, confiesa.

TRANSFORMÁNDOSE PARA TRANSFORMAR

Cuando surgió aquel proyecto Renata comenzó en el camino del interiorismo. En ese momento empezó su proceso de transformación y crecimiento para dar vida a diseños pensados en sus clientes. Creó un perfil de Instagram para su estudio de interiorismo y comenzó también a estudiar para ofrecer un mejor servicio a los potenciales clientes.

“Yo soy súper matea y empecé a leer mucho, que era lo que tenía al alcance en ese momento por la pandemia, porque en un comienzo tampoco había muchos cursos online, pero si encontraba videos los veía, tengo un montón de agendas con apuntes de todo lo que iba aprendiendo, después empecé a probar en mi casa, reorganicé todo, renové muchas cosas, redistribuí las piezas y experimenté y cuando bajó un poco el tema de la pandemia ya tomé cursos para capacitarme y lo sigo haciendo y lo quiero seguir haciendo por mucho más tiempo porque me encanta nutrirme de todo”, comenta la joven que también planea viajar a la feria de diseño de MIlán en un futuro cercano.

EN BUSCA DE UN ESTILO

Si bien hoy por hoy son muchos los interioristas que plasman su propio sello y estilo en sus diseños, para Renata el proceso la llevado a la conclusión de que cada especio es un mundo aparte, gobernado por las ideas de sus dueños.

“Es súper difícil tener un estilo o sello propio porque pienso que el diseño es súper personal, algo ligado intrínsecamente a cada cliente. El diseño de un espacio tiene que ver con el habitar del ser humano, cada uno vive los espacios de manera muy distinta. Claro que uno como diseñadora tiene una idea en mente, a mí, por ejemplo, me gusta el minimalismo, las texturas de madera, los linos, pero al final todo depende del gusto de cada persona y de la forma en que ocupan cada lugar que quieren decorar o renovar. Al final el mejor estilo, desde mi punto de vista, es el que plasma lo que el cliente quiere en cada espacio, me gusta reflejar en el estado más puro la forma en que el cliente se desenvuelve y vive”, apunta la especialista.

Los próximos desafíos de Erre Interiorismo tienen como foco abrir los horizontes de la oficina y comenzar a implementar servicios de remodelaciones de cocinas y baños, que son espacios que son un punto focal en el hogar.

“Todo se desenvuelve en torno a las cocinas, lo que se puede lograr con un buen diseño y propuestas es algo que me encantaría podemos pronto ofrecer”, agrega Renata.

Por otra parte, en los últimos meses Renata también enfrenta un nuevo desafío ya que está trabajando en la reconocida tienda Área Design.

“Me encanta, es el complemento perfecto a mi trabajo en el estudio. Me permite enseñar y traspasar lo que sé a los clientes que es algo súper satisfactorio y al mismo tiempo aprender mucho sobre muebles y objetos desde una vereda completamente diferente, desde un ángulo en el que pocos decoradores se sitúan en general”, concluye esta promesa del diseño nacional que sin duda dará que hablar.

PROYECTOS DE ESTUDIO ERRE

PROYECTO HABITACIÓN MONTESSORI
RECREO, VIÑA DEL MAR, CHILE
JUNIO 2020

Esta habitación contó con la inspiración de la pequeña Jacinta, la hija de Renata.

“Ella fue clave porque me ayudó a ver las conductas de los bebés dentro de su espacio, cómo se movía, que podía o no podía alcanzar, cómo se desenvolvía y me di cuenta de que era el momento ideal para hacer ese proyecto, al final desarrollé algo como si fuera para ella, pero lo hice para una persona que no conocía y fue súper entretenido porque a medida que iba avanzando en el proyecto, presentaba propuestas y todo, hacía todo a la medida de mi hija, utilizaba la medida del cuerpo de mi hija para hacer los muebles y todo y así cree este espacio que es el primer dormitorio Montessori que hice y al final está cien por ciento enfocado en la independencia del niño y que se pueda desenvolver libremente, que haga todo por sí solo y fue muy entretenido hasta el día del montaje estuve ahí con mi hija y con el mueblista instalando todo, fue una locura”, recuerda la diseñadora.

PROYECTO LUDWIG
LAS CONDES, RM, CHILE
MAYO 2021

Este proyecto fue desarollado en pandemia y consistió en redecorar un living-comedor bastante singular.

“Lo particular de este proyecto fue que las dos paredes principales del living eran de color azul, al principio pensé que me iban a pedir cambiarlo, pero el primer punto fue no cambiarlo, supe de inmediato que sería un proyecto entretenido, que me obligaba además a salir de mi zona de confort. Tenían un sofá gris de terciopelo, además de sitiales con la misma tela, pero en tonos verdes. Agregamos un juego redondo de mesas laterales, en tonos madera con estructura de fierro, pero con acabado gastado y con el conjunto de la mesa de centro, además una alfombra en tonos grises, que uniera el conjunto y no llamara la atención, teníamos que complementar con lo justo y necesario”, explica la interiorista.

En la misma pared ocultaron un radiador confeccionando un arrimo pequeño en madera natural, con estructura de fierro y puertas con malla en terminación en electropintado.

“Fue un proyecto muy entretenido, ellos estaban felices y eso es lo que siempre busco, a pesar de que quizás no era el estilo que siempre intento seguir, lo importante es el cliente. Está todo un universo que tiene que ver con la familia y sus rutinas y eso es muy interesante y llamativo como profesional”, comenta Renata.

PROYECTO NUEVO HOGAR
CONCÓN, V REGIÓN, CHILE
MAYO 2023

Este proyecto es muy especial para Renata pues es su casa propia.

“Hace poco mi marido remodeló esta casa y nos cambiamos porque la amamos. Teniendo una hija de 4 años ya era el momento de volver a recuperar el living y comedor, que no fuera más la sala de juegos llena de juguetes. Decidimos comprar muebles y arreglarla según nuestras necesidades. Por ejemplo, teníamos un sofá seccional y lo unimos con una gran mesa de centro, lo cual nos permite reunirnos con amigos, familia y que sea el centro de atención del lugar”, comenta la diseñadora y dueña de casa.

En el acceso instalaron una gran banqueta de madera con junco, en la misma línea de la mesa de centro. Este es el lugar ideal para leer durante la tarde, ya que ingresa la luz del sol por la bella ventana de la entrada.

El gran punto focal en este diseño son las plantas que aportan el verde siempre beneficioso y que a la vez permite no sobre adornar con objetos que quizás no tenga uso a futuro.

En el segundo nivel tienen una pequeña terraza para la que compraron dos sillas teka plegables, lo que permite que este lugar vaya mutando dependiendo de la época del año. También agregaron una alfombra de yute con mucha personalidad, en colores negro y natural y una mesa lateral pequeña.

Claro, también está el dormitorio de Jacinta.

“Siempre quise que tuviera una pieza con pocas cosas, que tuviera lo esencial para que se diera cuenta que ese era el lugar en donde iba a relajarse y finalmente dormir. Ella tiene una sala de estar llena de juguetes y estímulos, por lo que quise en la habitación dejar sólo un par de juguetes escondidos en un baúl de mimbre. También instalamos una lámpara lateral estilo apliqué, que le diera a ella la independencia para encenderla o apagarla según su necesidad. Le pinte la mitad de la pared del respaldo color rosa claro, que también es una muy buena manera de ahorrar en una decoración linda de pared o respaldo, además que el dormitorio tenía madera, entonces el papel mural no era opción”, apunta Renata.

Finalmente, pusieron cortinas de tela en toda la casa.

“Creo que es una tendencia que vuelve con fuerza, las cortinas de suelo a cielo, en colores claros, dan mayor amplitud al lugar, generan un espacio más romántico y creo que utilizándolas de la mejor manera, puede crear un espacio y atmósfera únicos”, cierra la diseñadora de interiores.

Lee también

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *